Respuestas

¡La mejor respuesta!
2012-10-02T01:25:14+02:00

 

Organización general del Sistema Nervioso Central

 

La mayor parte de las actividades del S.N.C dependen de impulsos sensoriales que derivan de campos receptores externos (piel) e internos (visceras, receptores musculares, etc.) además de los campos correspondientes a la visión, audición, gusto y olfato. Las descargas de impulsos ingresan al S.N.C a través de los nervios raquídeos y craneanos, hacen estación en núcleos sensitivos a nivel de la médula, el bulbo, el cerebelo, el puente, el mesencéfalo, el tálamo y finalmente terminan en áreas sensoriales primarias de la corteza cerebral.

Elaboración de la información sensorial:

Una de las principales funciones del S.N.C es analizar la información que llega de manera que se produzcan los efectos deseados, después de una adecuada integración en los diferentes núcleos que participan en diferentes procesos centrales de modulación, control y coordinación de las respuestas motoras.

Conservación de la información-memoria:

Una gran parte de la información que ingresa al S.N.C. es almacenada para su utilización posteriormente en futuras acciones motoras, o para ser aprovechadas en procesos mentales.

Destino de la información que ingresa a la médula:

Parte de la información que llega a la médula a través de los nervios raquídeos en integrada y traducida a respuestas motoras en forma de reflejos medulares tipo somático y autónomo. Otra parte es conducida hacia el encéfalo por vias nerviosas o cordones, entre los cuales, los más importantes son:

Cordones Posteriores (Gracilis y cuneatus): que conducen impulsos procedentes de campos receptores de la sensibilidad epicrítica de gran discriminación (tacto fino, sensibilidad vibratoria, sensibilidad, etc). Toda esta información llega a los núcleos de Gall y Burdach (gracilis y cuneatus) que se encuentran en el bulbo. Después de hacer estación en estos núcleos, los impulsos pasan al lado contrario (decusación sensitiva) y ascienden hasta el tálamo óptico por la vía del lemnisco medio (ver Fig. 5). En el tálamo hace la segunda estación en el núcleo ventroposterolateral. Desde este núcleo los impulsos se dirigen a la corteza cerebral siguiendo las radiaciones sensitivas y se distribuyen a lo largo de la circunvalación parietal post-central o post-rolándica. Esta zona se denomina área somatosensorial primaria.

Cordón o haz espinotalámico ventral: esta vía conduce impulsos que son generados al receptores de presión, de tacto y de mecanorreceptores no discriminativos. La información que llega, como el caso anterior, parte de ella se integra para dar lugar a respuestas motoras medulares somáticas y autonómicas en forma de reflejos. La otra parte de la información, después de hacer estación en el asta posterior de la médula cruza al lado contrario y asciende siguiendo el haz espinotalámico ventral, que a nivel del tallo cerebral forma el lemnisco lateral, que conduce los impulsos hacia el núcleo ventropostero lateral del tálamo, donde se realiza el segundo relevo o estación. Desde este núcleo hasta la corteza, los impulsos siguen el mismo camino y destino que los del caso anterior (ver Fig 6).

c) Cordón o haz espinotalámico lateral: La distribución de los impulsos es igual que en el caso anterior. Las descargas provienen de receptores de dolor y de termorreceptores periféricos. Los impulsos que ingresan a la médula, hacen estación en el asta posterior, cruzan al lado opuesto y ascienden por el haz espinotalámico lateral. Siguendo la misma vía del lemnisco lateral hasta llegar al núcleo ventroposterolateral, donde hacen estación para después tener el mismo destino que los impulsos de los cordones anteriores (Ver Fig 7).

d) Cordones o haces espinocerebelosos: Estos haces conducen impulsos generados en campos propioceptores que comprenden receptores tendinosos, capsulares, husos musculares, etc. Todas estas descargas sensitivas forman parte de la sensibilidad inconciente, debido a que no alcanzan la corteza cerebral, y sólo llegan a la corteza cerebelosa formando parte de la información que será utilizada en los procesos de control y coordinación motora que realiza el cerebelo. Los impulsos ingresan a la médula y hacen estación en la sustancia gris medular. Desde aquí una parte cruza la línea media y asciende por el haz espinocerebeloso ventral. Estos impulsos ingresan al cerebelo por el pedúnculo cerebeloso superior. Otra parte de las descargas ascienden por el haz espinocerebeloso dorsal o directo, e ingresan al cerebelo por el pedúnculo cerebeloso inferior del mismo lado (Ver Fig 8).

 

2012-10-02T01:28:04+02:00

El Sistema Nervioso es, junto con el Sistema Endocrino, el rector y coordinador de todas las actividades, conscientes e inconscientes del organismo, consta del sistema cerebroespinal (encéfalo y médula espinal), los nervios y el sistema vegetativo o autónomo. 

El sistema nervioso central realiza las mas altas funciones, ya que atiende y satisface las necesidades vitales y da respuesta a los estímulos. Ejecuta tres acciones esenciales, que son: 

• la detección de estímulos 

• la transmisión de informaciones y 

• la coordinación general. 

El Cerebro es el órgano clave de todo este proceso. Sus diferentes estructuras rigen la sensibilidad, los movimientos, la inteligencia y el funcionamiento de los órganos. Su capa más externa, la corteza cerebral, procesa la información recibida, la coteja con la información almacenada y la transforma en material utilizable, real y consciente.

El Sistema Nervioso Central comprende el Encéfalo y la Médula Espinal

El encéfalo: 
Es la masa nerviosa contenida dentro del cráneo. esta envuelta por las meninges, que son tres membranas llamadas: duramadre, piamadre y aracnoides. El encéfalo consta de tres partes más voluminosas: cerebro, cerebelo y bulbo raquídeo, y otras más pequeñas: el diéncéfalo, con el hipotálamo (en conexión con la hipófisis del Sistema Endocrino) y el mesencéfalo con los tubérculos cuadrigéminos.

La médula espinal: 
La médula espinal es un cordón nervioso, blanco y cilíndrico encerrada dentro de la columna vertebral. Su función más importante es conducir, mediante los nervios de que está formada, la corriente nerviosa que conduce las sensaciones hasta el cerebro y los impulsos nerviosos que lleva las respuestas del cerebro a los músculos.