Respuestas

¡La mejor respuesta!
2012-08-30T01:07:31+02:00

En la Nueva España, las epidemias y enfermedades endémicas no preocupaban. Para la Independencia se había olvidado la epidemia de
influenza de 1806. El sarampión era considerado
benigno. En 1810 aumentaron los casos de vómito prieto en Veracruz. En 1812, un brote de fiebre
amarilla se extendió de Veracruz a Jalapa acompañando los desplazamientos de tropas y matando a casi la cuarta parte de los soldados del
Batallón de Castilla. El surgimiento de una fiebre
petequial, probablemente tifo, en 1813 inició la
epidemia más importante, efecto del hacinamiento, pérdida de hogares, hambre y hábitos deficientes de higiene, derivados de la guerra, movimientos
de tropas y desplazamientos de población civil. No
faltó la influenza o catarro pestilencial. Se tomaron medidas de detección y aislamiento de enfermos. Las fumigaciones con ácido nítrico y las
hogueras en las que se quemaba pólvora estaban entre las medidas de protección a la salud.
Contra la fiebre se usó el naranjate mezclado con
crémor tártaro. Es digno de mención el avance y
alivio que significó la introducción de la vacuna
antivariolosa, único recurso preventivo útil contra
la viruela, que abrió paso a salud pública en la
época.

2012-08-30T01:08:36+02:00

En la Nueva España, las epidemias y enfermedades endémicas no preocupaban. Para la Independencia se había olvidado la epidemia de
influenza de 1806. El sarampión era considerado
benigno. En 1810 aumentaron los casos de vómito prieto en Veracruz. En 1812, un brote de fiebre
amarilla se extendió de Veracruz a Jalapa acompañando los desplazamientos de tropas y matando a casi la cuarta parte de los soldados del
Batallón de Castilla. El surgimiento de una fiebre
petequial, probablemente tifo, en 1813 inició la
epidemia más importante, efecto del hacinamiento, pérdida de hogares, hambre y hábitos deficientes de higiene, derivados de la guerra, movimientos
de tropas y desplazamientos de población civil. No
faltó la influenza o catarro pestilencial. Se tomaron medidas de detección y aislamiento de enfermos. Las fumigaciones con ácido nítrico y las
hogueras en las que se quemaba pólvora estaban entre las medidas de protección a la salud.
Contra la fiebre se usó el naranjate mezclado con
crémor tártaro. Es digno de mención el avance y
alivio que significó la introducción de la vacuna
antivariolosa, único recurso preventivo útil contra
la viruela, que abrió paso a salud pública en la
época. listo