Respuestas

2012-06-18T22:25:43+02:00

La acumulación de invenciones materiales ha permitido al hombre disponer de un notable dominio sobre las energías naturales que le rodean y sobre su medio ambiente.  Pero el crecimiento de aquellos aspectos de su cultura que le permitirían un control racional de tales elementos físicos es mucho más lento. (se va perdiendo la conciencia que se transmitía sobre el cuidado y valorización y se adopta por ejemplo una cultura de consumismo).  Por eso ningún sociólogo puede hablar hoy seriamente del «progreso», por cuanto no es posible estar seguros del destino a que nos conduzca el constante incremento de nuestros medios tecnológicos.  El desfase entre cultura y civilización da origen al fenómeno que se suele denominar «lag» o «retraso cultural».

 

Problemas actuales de gran envergadura como los derivados de la contaminación o la carrera armamentista, que afectan a todos los países, son resultado de este «retraso».

 

Rara vez ha ocurrido lo contrario, y cuando se ha intentado introducir, por así decir «antes de tiempo.», un factor de mejor convivencia en la cultura, su protagonista por lo general ha sido incomprendido y perseguido.(ejemplo el Cristianismo).

 

El crecimiento de los conocimientos humanos, especialmente en el terreno de la tecnología, se ha producido aceleradamente en los dos últimos siglos, hasta el punto de que según un equipo de sociólogos alemanes, los cambios ocurridos sólo en la década 1950-60 equivalieron a los acumulados durante todo el siglo XIX.

 

No se pierda de vista, sin embargo, que las invenciones también han sido de tipo cultural, como los Tribunales de Justicia, las Constituciones, o las diversas expresiones del arte.

 

El automóvil, por ejemplo, fue resultado de la combinación de descubrimientos en la Química, la tecnología de los metales, la electricidad, etc. Y su proliferación requirió enseguida nuevas normas legales e instituciones jurídicas. 

 

El dominio del ser humano sobre el medio ambiente ha sido posible gracias a su capacidad de:

Almacenar y usar energía e información. Dominio del hombre sobre el hombre. Perfeccionamiento de la tecnología Bélica.

 

El control de estos tres elementos de la civilización, proporciona hoy la principal base de su poder político a las grandes potencias.

 

No siempre las invenciones y descubrimientos se han abierto paso fácilmente.  Ya nos hemos referido antes el caso del cristianismo, y otro tanto ocurrió con hallazgos importantes en las ciencias aplicadas.  El desarrollo de la tecnología en los países occidentales, ha permitido que dominen el mundo a través de ella.

El caso del Japón, que en un espacio de tiempo sorprendentemente breve adaptó su cultura a las exigencias de una civilización tecnológica, es quizás el mejor ejemplo de su eficacia.

Y no se pierda de vista que la dependencia tecnológica se traduce inevitablemente en dependencia política, hoy más que nunca.

En la medida en que tales aspiraciones son compartidas y se expresan en una voluntad suficientemente generalizada, se dan todos los rasgos necesarios para la aparición de un Estado-nación, o al menos para intentar su creación.

Ejemplo: la necesidad urgente de la Creación del Estado de Israel después de la II guerra mundial, por su cultura era imposible encajar en cualquier estado que los adoptara.

Desde luego son precisas también otras condiciones, tales como un cierto volumen del grupo, que su territorio se encuentre claramente definido, y que en un momento concreto la voluntad de autogobierno antes mencionada, sea impulsada por un grupo con suficiente capacidad y protagonismo.