Respuestas

  • ML2
  • Aspirante
2014-02-20T07:22:26+01:00
Algunos ejemplos de paradoja son los siguientes:Las riquezas transforman en pobres a los avaros.Durante el día, soñaba despierto. Por las noches, soñaba con que despertaba.El dulce mar iluminaba su rostro con los rayos del sol que se reflejaban en él.Sus cálidas palabras helaron mis oídos.El agua secó sus lágrimas.Qué mala suerte que haya sido una persona tan supersticiosaEs un muerto en vida.Su dulce adiós saló mi vida. La gran humildad y la difícil sencillez.Las cosas funcionaban tan pero tan bien que todos comenzaron a sospechar de que algo andaba mal, muy mal.Siempre sucede lo mismo, cuando logro alcanzar aquello que quería, surge algo mucho mejor.Las ganas de fracasar que tenía, terminaron fracasando.Seamos pacientes en todo, incluso en la paciencia.Todos eran iguales, pero algunos eran más iguales que otros.Haremos la guerra para conseguir la paz.Su alegría era tal que lloraba de tristeza.En las colas siempre ocurre lo mismo, más cerca se está del final, más se tarda.Fue la mentira más verdadera que escuché en años.Ese escritor siempre me pareció el sabio más ignorante de todos.No sé nada de nada.Cuanta más gente conocía, más solo se sentía.Esta frase es una total mentira.Jamás en mi vida dije una mentira.Fue la sonrisa más triste que vi en mi vida.Esa música es silencio para mis oídos.Que ingenuo fue en pensar que era ingenuo.Tenía más hambre que antes de comer.Los últimos serán los primeros.Algunos ejemplos de paralelismo pueden ser los siguientes:
Errado lleva el camino
errada lleva la guía.
Que los gritos de angustia del hombre los ahogan con cuentos
que el llanto del hombre lo taponan con cuentos.
Y la carne que tienta con sus frescos racimos
y la tumba que aguarda con sus fúnebres ramos.
Rubén DaríoPor lo visto es posible declararse hombre.
Por lo visto es posible decir No.
Si al mecer las azules campanillas de tu balcón
crees que suspirando pasa el viento, murmurador
sabe que, oculto entre las verdes hojas, suspiro yo.
Que te amo con el alma
que te quiero con el corazón.
PopularMás allá de la vidaquiero decírtelo con la muerte;Más allá del amor,quiero decírtelo con el olvido.Luis Cernuda, Los Placeres Prohibidos
La tierra más verde de huertos
la tierra más rubia de mies
las tierra más roja de viñas.
A ella, como hija de reyes
la entierran en el altar;
a él, como hijo de condes,
unos pasos más atrás.
Algunos ejemplos de personificación pueden ser los siguientes:“El árbol abrazaba a aquel pequeño arbusto desprotegido ante el furioso viento que peinaba la copa de los sauces.” En este caso, se le atribuye al árbol una acción humana, la de abrazar. Al viento, la cualidad de furioso y la acción de peinar, propias del hombre.“La muerte llegó y sorprendió al anciano mientras caminaba por el bosque.” En esta oración, es la muerte a la que se le atribuye la acción de llegar a un lugar, propia de seres animados.“Todo lo mira la luna de abril, ella sigue las olas que se tienen que ir” (Luis Alberto Spinetta) En esta canción, se le atribuyen a la luna acciones de seres animados, como lo son mirar y seguir.“El conejo estaba seguro de que podría vencer a la tortuga, que se desplazaba muy lentamente. Es por esto que decidió relajarse y visitar a sus amigos. Cuando se dio cuenta, ya era tarde, la tortuga, con su paso lento pero constante, había alcanzado la meta y lo venció.” En este fragmento, tanto la tortuga como el conejo tienen cualidades humanas: compiten, se relajan, visitan amigos, entre otras cosas.“La bicicleta se quejaba por los años que tenía. Sus ruidos se escuchaban hasta el otro lado de la casa.” Aquí la bicicleta es la que se somete a una personificación ya que se dice que esta se queja, actitud propia de seres humanos o animales.“La flor lloraba y gritaba cuando se dio cuenta de que el niño la abandonaba para nunca volver. Le suplicó que le haga compañía y tuvo que dejar de lado su orgullo por primera vez.” En este caso, es la flor la que adquiere rasgos y acciones humanas.“Cada vez que el tren llegaba a la estación chillaba, por lo que todo el pueblo advertía que alguien nuevo llegaría al lugar o bien, lo abandonaría para comenzar una nueva vida en la furiosa ciudad.” Aquí, al tren se le atribuye una acción propia de un ser animado, mientras que a la ciudad una cualidad del mismo tipo.“Las plantas, como cada mañana, se desperezaron al ver los primeros rayos de sol que cubrían sus hojas.” En esta oración, las plantas realizan una acción propia de los seres humanos o animales: desperezarse.“El perro sonrió de alegría al ver que el niño regresaba de su primer día de clases. Se acercó y le movió la cola”. En este fragmento se le atribuye al perro una acción propia de los seres humanos: sonreír.