Respuestas

2013-12-03T00:34:33+01:00
No tache usted, señor, de impertinencia, la carta le envía un desconocido. Véala como un approach sentimental desde un correo de Juvenilia. Le escribo desde un tiempo ajeno al suyo, desde un país distinto en muchos modos, y escuchando los últimos espasmos de una década violenta y ofuscada. Cuando la pena pública se ha vuelto tan palpable, cuando son tantos los que deben soportar el reino de la Usura y de la Bolsa, las pulcras cualidades del Banquero y el cerco del Poder y las Finanzas, debemos exponer la intimidad como una llama afirmativa por los Justos, construirnos ese fuego.