Respuestas

2012-05-31T18:52:02+02:00

El archipiélago de las Galápagos es un grupo de islas del Ecuador, que se sitúan en el océano Pacífico. El archipiélago, ecuatoriano desde 1832, es considerado uno de los tesoros de la historia natural más importantes del mundo. La diversidad única de su flora y fauna suscita la curiosidad tanto de los ecologistas como de los turistas, sin olvidar los intereses económicos que supone.

Un vistazo a la geografía de esas islas, su historia, su belleza y su organización nos permitirá comprender lo que está en juego, y por qué las Galápagos, pese a su alejamiento, tienen una importancia crucial para Ecuador.

I/Geografía

Las Galápagos son un archipiélago oceánico, es decir que nunca hubó conexiones entre los continentes y estas tierras emergidas. Forman un grupo aislado de 128 islas ubicado en el Océano Pacífico aproximadamente 1100 km al Oeste de la costa de Ecuador. Se halla en la línea del ecuador y se extiende sobre una superficie de más de 7900 km².

Las islas tienen orillas planas y un interior montañoso cuyos altos cráteres constituyen los puntos culminantes, elevándose hasta 1707 metros de altura. Varios volcanes todavía están en actividad.

En la perifería de las tierras, donde no llueve mucho, la vegetación es muy seca, pero es mucho más frondosa en las tierras más altas y brumosas.

Las islas principales son Isabela, San Cristóbal y Santa Cruz.

El volcán Wolf, en el norte de Isabela (1707m)

Las Galápagos todavía son una región con actividad volcánica intensa. Se han registrado más de 50 erupciones desde el siglo 16. Las últimas tuvieron lugar en 1995 en Fernandina y en 1998 en Isabela.

Muchas teorías tratan de explicar el origen de las islas Galápagos, pero estudios modernos han demostrado que emergieron del fondo del mar por sucesivas erupciones de los volcanes submarinos que se levantan sobre la plataforma de Galápagos.

El clima de las Galápagos comprende dos estaciones, que son determinadas por la presencia variable de la corriente de Humbolt, que es una corriente marina que trae agua fresca desde el sur. Esta corriente enfría y deseca el clima de los Galápagos. Esta tendencia constituye la primera estación, que dura de julio hasta octubre.

Cuando esas corrientes se debilitan, las aguas más calientes, típicas de los climas tropicales, llegan del norte y marcan el comienzo de la estación calurosa y lluviosa, durante el resto del año.