Respuestas

2013-11-22T00:51:21+01:00
La respuesta es amplia y presupone ciertos conocimientos previos, pero al ingresar a un medio distinto del que viene propagándose un rayo de luz blanca (el aire, por ejemplo), que cubre un determinado margen de longitudes de onda visbles a nuestros ojos, al ingresar a otro medio (el prisma), cada una de estas longitudes de onda sufrirán un determinado ángulo de refracción, lo que motivará que en el interior del prisma ya vayan separándose.

Al salir del prisma y cambiar nuevamente de medio (nuevamente el aire), éstos ya habrán sido desviados "en abanico", y lo serán nuevamente. Así posteriormente se despliegan sobre la superficie de proyección, tanto más separadamente cuanto más lejana se encuentre la misma.

Por éso, debiéramos superponer a distintos ángulos rayos de distintos colores sobre un prisma, para que del otro lado salga un rayo de luz blanca. Es decir, lo llamado "reversibilidad de caminos ópticos".

2013-11-22T00:51:44+01:00
Newton sabía muy poco sobre la naturaleza de la luz, no sabía que era una onda y menos aún que era una onda electromagnética. Creía que estaba formada por corpúsculos, pero consiguió descomponerla en sus colores espectrales. Hoy sabemos que la luz es a la vez partícula y onda.Los seres humanos (y algunos animales) apreciamos una amplia gama de colores que, por lo general, se deben a la mezcla de radiaciones (luces) de diferentes longitudes de onda. El color de la luz con una única longitud de onda o una banda estrecha de ellas se conoce como color puro.Al hacer pasar la luz por un prisma de cristal, las distintas longitudes de onda que componen el haz de luz viajan dentro de él a diferente velocidad y se curvan de manera diferente al entrar y al salir (doble refracción al cambiar de medio) dando como resultado un haz desviado de la dirección inicial y con sus componentes separados. Así surge el espectro solar.