Respuestas

2013-10-17T20:13:02+02:00
Introducción, dónde se presentará el tema a debatir
Desarollo, dónde se presentarán las opiniones de las partes participantes en dicho debate.
Final. Cuándo se toma la decisión respecto al tema debatido
¡La mejor respuesta!
2013-10-17T20:13:15+02:00
Odos los debates tienen una estructura básica común: 

Introducción 
Es el momento de la presentación de las posiciones abordadas por las partes involucradas. 

Desarrollo 
Parte en la cual se entra en la discusión. Puede ser la fase mas importante, pues debe exponerse completamente la argumentación del tema, colocar las ideas principales de ella y respaldarlas mediante razones, datos cientificos o técnicos, encuestas, etc. 

Final 
Parte en la cual se ha tomado una decisión acerca del tema. 

Debate Formal Existen dos modalidades principales para el debate. La primera de estas es el Debate Formal. Este tipo de debate, es la forma más común en la que se inicia un modelo y, por ende, será la primera forma de debate con la cual los delegados tendrán contacto. Como su nombre lo indica, esta forma de debate es muy estructurada y sigue un orden específico. En este debate, se concede la palabra a los delegados mediante una Lista de Oradores. Esta lista se elabora al inicio del debate sobre algún tópico y los delegados que quieren formar parte de ella, lo indican levantando su mano o placard, y son registrados por la Presidencia. La lista se cierra cuando no hay más interesados en formar parte de ella. Los delegados que posteriormente quieran ser incluidos, lo deberán indicar mediante un mensaje escrito a la Presidencia. Una vez elaborada la lista, se establece un tiempo de duración estándar para las intervenciones. Es decir, los delegados tendrán solamente un tiempo específico para dirigirse en público. Al finalizar su aserción, y en caso de que haya restado tiempo, el delegado deberá de ceder su tiempo. Existen tres formas de hacerlo: ceder a preguntas, ceder a otro delegado y ceder a la mesa. Ceder el tiempo restante a otro delegado, significa básicamente que el tiempo puede ser utilizado por otro delegado. Sin embargo, este delegado no podrá ceder nuevamente su tiempo, y podrá declinar aceptarlo si no lo desea. Ceder el tiempo a la mesa simplemente anula cualquier remanente y el delegado puede pasar a su asiento. Si un delegado no declarara al final de su discurso, de que manera cede su tiempo, la Presidencia considerará automáticamente que el delegado ha cedido su tiempo a la mesa.