Respuestas

2013-09-26T16:21:59+02:00
Volcanismo 



La cadena limítrofe entre Argentina y Chile está formada, en casi toda extensión salvo en los Andes centrales con el Aconcagua y el Mercedario, por altos volcanes. En el Centro y Norte se distinguen claramente dos períodos de volcanismo” dice Gerardo Melchor en El Norte de Chile, su gente, desiertos y volcanes. “El más antiguo fue un volcanismo fisural, y en el más nuevo predominó el volcanismo por conos. El volcanismo fisural comenzó hace unos 10 millones de años y se originó en la quebradura de la Placa Sudamericana. Dichas fisuras llegaron hasta 25 kilómetros de profundidad y dieron salida al magma del manto. 

De las fisuras o fallas de a veces más de 1000 kilómetros de longitud emergieron inmensas corrientes de magma incandescente que se vaciaron hacia el Oeste. Muchos cerros que pasan los 6.000 metros de altura no son volcanes que se generaron por erupciones sucesivas de cenizas y la expulsión de lava para formar conos, son ruinas gigantescas del antiguo período de grietas y fisuras. 

El período más reciente comenzó hace un millón y medio de años en el que se formaron los conos volcánicos.” Por ello hay que diferenciar entre aparatos volcánicos en forma cónica, con cráter, y otros donde predominó la salida de lava. Tales los casos del labio de la famosa caldera del Galán, y también El Morro, en San Luis.


Volcano World



El número de volcanes a lo largo de la cordillera argentino-chileno, y aún dentro de los territorios respectivos, llega tal vez a los tres mil. 
Geólogos chilenos estiman en unos 1.500 los volcanes en su región montañosa. Y en la Argentina, si bien el número es menor, hay comarcas como La Payunia (ver) donde se han contabilizado, aparte de los grandes aparatos Payún Matrú (36º 25 S y 69º 12’ W) y Payún Liso, unos 800 conitos volcánicos. Pero la realidad es que hay que calcular unos 600 volcanes que reúnen todas las características para ser llamados tales. Las coladas de lava expelidas, relativamente frescas (geológicamente hablando) fluyeron en forma bastante líquida por decenas de kilómetros. 
Hoy es una comarca de color casi íntegramente color negro antracita de apariencia estéril y sin embargo con una flora y fauna sorprendentemente variada y rica. 

La Argentina no posee volcanes activos excepto dos, y ambos compartidos con Chile por ser limítrofes: el Copahue (Neuquén) y el Peteroa (Mendoza). Otros acusan actividad latente en forma de géiseres (Domuyo, Ojos del Salado, Socompa). 



Clik sobre la imágen para ampliar
Volcanes de la Puna


Reclus desde Gemelos

Sin embargo existe otro fenómeno descubierto solo en fecha reciente gracias a la imaginería satelital. Y son ellos dos centros de volcanismo enmascarado y potencial en la Puna de Atacama (otros dos fenómenos similares se hallan en Bolivia[Sabancaya] y Perú [Hualca Hualca], respectivamente).

En la Argentina se ubican dos spots volcánicos, descubiertos por satélite. Uno de los aparatos que se está hinchando no tiene nombre propio hasta ahora y se encuentra cerca de la mina La Casualidad (Salta) entre los volcanes Azufre y Lastarria, motivo por el cual se lo denominó Lazufre (25º 10’ S 68º 30º y alrededores). El segundo es un caso singular porque aquí una depresión llamada Robledo o del Cerro Blanco, cerca del Campo de Piedra Pómez, en 26º 45’ S y 67º45’W, se está hundiendo a razón de uno a dos centímetros por año. Esta hoyada fue observada en 1982 por los geólogos británicos cuando descubrieron la caldera gigante del Galán y la eligieron en sus estudios en caso que no pudiera ingresarse con vehículos en ésta.