Respuestas

2013-08-10T18:13:41+02:00
Casa de campo, la novela del escritor chileno José Donoso escrita en el período que va desde septiembre de 1973 hasta junio de 1978, focaliza su narración en el aristocrático clan de los Ventura y sus treinta y cinco hijos que, como todos los años, pasan el verano lejos de la civilización en la imaginaria tierra de Marulanda. Sin embargo, esta vez algo indescriptible perturba los ánimos de la familia: “Aquel verano- el que nos hemos imaginado como punto de partida de esta ficción- en cuanto la familia se instaló en Marulanda, los grandes sintieron que sus hijos tan amados estaban tramando algo...” (p. 20), por lo que los mayores, acompañados por la servidumbre, organizan una excursión sin sus hijos a los cuales dejan encerrados a merced de los antropófagos. Es entonces cuando sobreviene la rebelión de sus vástagos -cuyas edades fluctúan entre los cinco y diecisiete años- quienes hacen temblar el orden y las costumbres impuestas por sus padres.  A partir de la lectura de la obra, nuestro objetivo se centrará en la propuesta de una relectura crítica del texto, atendiendo principalmente a aquellos procedimientos, técnicas y artificios que intervienen en su construcción literaria. Entendemos que al detectar dichosResumen En Casa de Campo, José Donoso introduce al lector en una dimensión llena de incertidumbres y controversias, cosas que son y que a la vez no lo son. Esta obra del escritor chileno se distancia del canon de la novela realista decimonónica de una manera increíble, cuestionando sus más profundos principios. La protagonista de la historia no es más que la narración propiamente dicha ya que su poderío dentro del relato constituye una creación pocas veces vista en la tradición literaria occidental.

Al adentrarnos en Casa de campo notamos ya desde un primer momento que no estamos ante la presencia de un texto cuyo narrador cuenta una historia a la manera tradicional, al modo del realismo decimonónico. En efecto, la novela latinoamericana de mediados del siglo XX no sólo experimenta nuevas formas de narrar, sino que incluso cuestiona la posibilidad o imposibilidad de representar la verdad /realidad a través del lenguaje: “apelar a un criterio mimético de la obra de arte, que en el caso de la presente novela es totalmente ajeno a mi empeño porque esta historia hubiera sido otra si la hubiera escrito en esa tesitura.” (p. 492). Bajo la mirada de una primera impresión, la novela es una obra de lectura fácil, ágil, cómoda, placentera y, por sobre todo, ordenada. El texto está estructurado en dos partes: Primera parte: La Partida Segunda Parte: El Regreso. Cada una de esas partes contiene siete capítulos, es decir, que en total se cuentan catorce. A su vez casi todos los capítulos se dividen en tres sub-partes, las cuales se componen de diversos segmentos fácilmente reconocibles ya que se separan unos de otros por pequeños espacios en blanco. Por lo tanto, podemos afirmar que Casa de campo no presenta, en apariencia, dificultades a la hora de desplazarnos dentro del texto.