Respuestas

¡La mejor respuesta!
2013-05-02T02:18:00+02:00

el cuento se llama ojitos de angel

resumen:

Toda su vida Julio ha estado rodeado de lujos que lo han convertido en una persona intolerante y prepotente, cuya única preocupación es aumentar su fortuna. Un día, este hombre tan poderoso despierta en un humilde hospital público, con el vago recuerdo de un accidente. Horrorizado, se da cuenta de que no tiene más remedio que permanecer en ese lugar, donde conocerá a alguien muy especial que le hará comprender que la vida tiene más de una cara

 

autor:ramon fonseca mora

editorial:alfaguara

espero que te ayude ;)

  • Usuario de Brainly
2013-05-02T06:03:11+02:00

 

Autor: Ricardo Sánchez

 

“EL VIAJE DE LA MUERTE”

 

 

Era una noche fría de marzo. Se podía sentir el viento helado que buscaba congelar a aquellos que se encontraban despojados en la carretera. La lluvia golpeaba el vehículo en el que Jorge y Katte Jhonson se conducían por los rurales y vacíos caminos hacia la casa de sus amigos, los Houston; asistirían a una fiesta para celebrar el compromiso de la hija de los Houston, Laura. Mientras viajaban, escuchaban la emisora de radio local que tocaba música clásica.

 

Estaban ya a cinco kilómetros de su destino cuando la música en la radio fue interrumpida por un anuncio de prensa: "La policía ha emitido una seria advertencia, un hombre escapó del Hospital Mental esta tarde. El hombre, Juan Lowis, asesinó a seis personas antes de ser capturado hace dos años. Se le describe como alto, muy fuerte y extremadamente peligroso. La gente en la zona está advertida, deben mantener sus puertas y ventanas cerradas, y llamar inmediatamente a la policía si ven a alguien actuar de forma extraña.

 

Katte se estremeció. -"¡Un asesino loco! Y está fuera, en alguna parte. Eso es terrorífico". -“No te preocupes por eso", dijo su esposo. "De todas formas ya casi llegamos, tenemos cosas más importantes en que pensar. Éste coche está perdiendo poder por alguna razón, debe ser el viejo problema con el carburador. Si se pone peor, vamos a tener que permanecer esta noche en la casa de los Houston, y arreglarlo mañana antes de viajar de regreso”. Mientras hablaba, el coche comenzó a disminuir su poder. Jorge apretó el acelerador, pero el motor solamente tosió. Finalmente el motor se apagó por completo. Se detuvieron, Jorge puso el coche fuera de la carretera y fue a parar debajo de un árbol de gran tamaño.

 

“¡Rayos!”, dijo Jorge enfadado. "Ahora vamos a tener que caminar bajo la lluvia".

"Pero eso nos llevará una hora por lo menos", dijo Katte. "Y yo tengo mis zapatos de tacón alto y mi ropa bonita. ¡Se arruinarán!"

"Bueno, entonces, tendrás que esperar mientras corro a la casa más cercana para llamar a los Houston. Alguien puede venir y recogernos", dijo Jorge.

"¡Pero Jorge! ¿Has olvidado lo que dijo la radio? ¡Hay un maníaco homicida por ahí! ¡No puedes dejarme sola aquí!"

 

 "Vas a tener que esconderte en la parte trasera del coche. Cierra con llave todas las puertas y recuéstate bajo esta manta en el suelo. Nadie te verá. Cuando regrese, tocaré tres veces la puerta. Luego, podrás levantarte y abrir la misma. No la abras hasta que no oigas los tres golpes”. Jorge abrió la puerta y salió a la lluvia. Rápidamente desapareció en la oscuridad.

 

Katte cerró las puertas y se sentó debajo de la manta en la parte posterior para una larga espera. Estaba asustada y preocupada, pero ella era una mujer de carácter fuerte. No había estado esperando mucho tiempo, sin embargo, de pronto oyó un ruido extraño rascarse. Parecía venir desde el techo del coche. Katte estaba aterrorizada. Ella lo escuchó, conteniendo el aliento. Entonces oyó tres golpes lentamente, uno tras otro en el techo del coche. ¿Era su esposo? ¿Debería abrir la puerta? Entonces oyó otro golpe, y otro. Éste no era Jorge. Era alguien, o algo más. Ella estaba temblando de miedo, pero se obligó a permanecer inmóvil ante el golpear constante - Bump, Bump, bump, bump.

 

Muchas horas más tarde, al salir el sol, ella todavía estaba allí recostada. No había dormido por un momento. Los golpes no cesaron durante toda la noche. Katte no sabía qué hacer. ¿Dónde estaba Jorge? ¿Por qué no ha venido por ella? De repente, oyó el sonido de tres o cuatro vehículos. Todos ellos se detuvieron a su alrededor, sus neumáticos chirriaron en el camino. ¡Por fin! ¡Alguien había llegado! Katte miró rápidamente por la ventana. Los tres vehículos eran de policías, y dos todavía tenían sus luces parpadeando. Varios policías saltaron de los coches. Uno de ellos corrió hacia el coche desde el que Katte abrió la puerta inmediatamente. Él la tomó de la mano.

 

"¡Salga del coche y camine conmigo hasta la patrulla señorita! Ahora está a salvo. Mire hacia adelante. Busque la patrulla. ¡No mire hacia atrás! Eso sí, ¡no mire hacia atrás!”. Algo en su manera de hablar llenó a Katte de un escalofrío. Ella no pudo evitarlo. Ya a unos diez metros de la patrulla, se detuvo, dio media vuelta y miró hacia atrás en el vehículo vacío. Jorge se encontraba colgado del árbol sobre el coche con una cuerda atada alrededor de su cuello. A medida que el viento balanceaba su cuerpo hacia atrás y adelante, sus pies golpeaban suavemente el techo del coche en el que ella se encontraba- Bump, Bump, bump, bump.