Respuestas

2012-12-01T04:03:40+01:00

Supongo que por tipo de sustancias radiactivas te estas refiriendo a que te señalen cuales son las más contaminantes.
El radón, yodo, cesio, estroncio y plutonio son algunos de los ejemplos de sustancias radiactivas emitidas a la atmósfera como gases o partículas en suspensión. Estas sustancias en concentraciones relativamente altas pueden tener graves efectos en la salud. 

Los corrosivos pueden ser divididos en tres grupos: 
Ácidos: 
Son las sustancias corrosivas mas importantes por el volumen de su producción y transporte ( mas de 6 millones de Tm/año, únicamente con el ácido sulfúrico y nítrico). Debemos destacar su importancia económica y productiva, al tratarse de materias primas para otros procesos. 
Un ácido, con carácter general, es un compuesto que puede ceder un protón (átomo de hidrógeno). El contenido en iones de hidrógeno se mide calculando el pH. Los ácidos se caracterizan por tener un pH bajo. Un ácido fuerte tiene un pH igual a 0 , pudiéndolos dividir en orgánicos e inorgánicos . Los más fuertes y peligrosos, esto es, los más peligrosos son los inorgánicos. Poseen la propiedad de poder mezclarse con el agua. Estos ácidos liberan calor cuando se disuelven en agua, lo que puede ocurrir violentamente si el ácido está concentrado. 
Causan efectos destructivos sobre los tejidos vivos y reaccionan fuertemente con las materias orgánicas y algunos metales. (en otro apartado del tema haremos una ficha particular con las características más importantes de los ácidos mas relevantes). 
Bases: 
También llamadas álcalis. Las bases representan también un volumen e importancia muy elevado en cuanto a su transporte y utilización, especialmente los hidróxidos sódico (sosa cáustica) y potasio (potasa cáustica) y el hipoclorito sódico. Tienen, al contrario que los ácidos, la facultad de tomar un protón , debiéndose sus propiedades corrosivas los iones oxhidrilo (OH) , mientras que las de los ácidos se deben a los iones H. La concentración de los iones oxhidrilo de una base se da por el pH, en virtud del cual una base fuertemente alcalina tiene un pH de 14. Son extraordinariamente corrosivas y los daños que producen en los tejidos son mayores que los de los ácidos, debido a que disuelven las proteínas del organismo, ocasionando mas rápidamente la muerte de los tejidos, lo cual quiere decir que, para el hombre, son mucho más peligrosas que los ácidos. Ambos, esto es, ácidos y bases se neutralizan mutuamente, y en esa neutralización se produce agua mas una sal, liberando durante el proceso de reacción una gran cantidad de calor. 
Las bases se disuelven en agua generando calor, y atacan a los metales generando gas. A las bases se les denomina también lejías, atacando también a muchas materias orgánicas. 
Otras sustancias corrosivas: 
Existen también varios tipos de materiales corrosivos que no son ni ácidos ni bases, pero también destruyen los tejidos vivos. Podemos incluir aquí de entre los mas frecuentes y corrosivos los bromuros y cloruros orgánicos, los ácidos de halógenos y sustancias que contienen flúor. La mayoría de las sustancias son muy reactivas e intensamente corrosivas para la piel y la mucosa nasal, siendo en contacto con el agua o humedad muy propensas a la formación de gases o soluciones corrosivas, atacando a la mayoría de los metales, llegando algunas de ellas (el caso de acetilbromuro) a descomponerse en contacto con la humedad del aire produciendo ácidos de bromo y cloro. 
Mención especial merecen las disoluciones de peróxido de hidrógeno (variedades de agua oxigenada), modificándose su peligrosidad en función de las concentraciones ( 6, 40, y hasta 60 %), teniendo, además de sus características de fuerte oxidante la de reacción violenta con ciertas sustancias orgánicas (permanganatos, sales de plomo...)